Enseñame señor

ImprimirImprimirEnviarEnviarPDFPDF
Enséñame, Señor, a ser tu pregonero
y luchar por conseguir,
que este mundo sea tu Reino.
 
Enséñame, Señor, a ser tu pregonero,
y luchar por conseguir
un mundo más sincero.