Es lógico que pensemos como meros seres humanos