Lecturas Jueves 12 de Julio 2012


ImprimirImprimirEnviarEnviarPDFPDF

JUEVES 12

Santos: Nabor y Félix de Mauritania, mártires; Beatos LuisMartín y Celia Guerin laicos. Feria (Verde)

NO CEDERÉ AL ARDOR DE MI CÓLERA

Os 11, 1-4. 8-9; Mt 10, 7-15

El profeta Oseas conoció en carne propia la traición y eldesengaño por causa de la infidelidad de su esposa Gomer. Sabía de lo quehablaba cuando apareció como el portavoz del Dios dispuesto a perdonar yreconquistar a su pueblo. La imagen del padre que cría con esmero y ternura asu hijo pequeño revela el alcance del amor compasivo de Dios por sus hijos.Oseas es el profeta que desveló la intimidad del amor misericordioso del Señor.El relato del primer Evangelio presenta al Señor Jesús enviando a los Doce acumplir una misión esperanzadora, que devolvería la salud y la vida a losafligidos por el mal. Solamente quienes han enfermado gravemente saben apreciarel valor salvífico de las curaciones que realizara Jesús y sus discípulos en lamisión de paz y reconciliación que cumplieron en Galilea.

ANTÍFONA DE ENTRADA (Sal 77, 23-25)

Abrió Dios las compuertas del cielo e hizo llover sobreellos el maná para que comiesen; les dio un trigo celeste, y el hombre comiópan de ángeles.

ORACIÓN COLECTA

Dios nuestro, que llevaste a cabo la obra de la redenciónhumana por el misterio pascual de tu Hijo, concédenos que, al anunciar llenosde fe por medio de los signos sacramentales, su muerte y resurrección,recibamos cada vez con mayor abundancia los frutos de la salvación. Por nuestroSeñor Jesucristo...

LITURGIA DE LA PALABRA

Mi corazón se conmueve.

Del libro del profeta Oseas: 11, 1-4. 8-9

"Cuando Israel era niño, yo lo amé, y de Egipto llamé ami hijo, dice el Señor. Pero, mientras más lo llamaba, más se alejaba de mí;ofrecía sacrificios a los dioses falsos y quemaba ofrendas a los ídolos.
Yo fui quien enseñó a andar a Efraín, yo quien lo llevaba en brazos; pero nocomprendieron que yo cuidaba de ellos. Yo los atraía hacia mí con los lazos delcariño, con las cadenas del amor. Yo fui para ellos como un padre, que estrechaa su criatura y se inclina hacia ella para darle de comer. Mi corazón seconmueve dentro de mí y se inflama toda mi compasión. No cederé al ardor de micólera, no volveré a destruir a Efraín, pues yo soy Dios y no hombre, santo enmedio de ti y no enemigo a la puerta". Palabra de Dios. Tealabamos, Señor.

Del salmo 79 R/. Ven, Señor, a salvarnos.
Escúchanos, pastor de Israel; tú que estás rodeado de querubines, manifiéstate,despierta tu poder y ven a salvarnos. R/.
Señor, Dios de los ejércitos, vuelve tus ojos, mira tú viña y visítala; protegela cepa plantada por tu mano, el renuevo que tú mismo cultivaste. R/.

ACLAMACIÓN (Mc 1, 15) R/. Aleluya, aleluya.
El Reino de Dios ya está cerca, dice el Señor. Conviértanse y crean en elEvangelio. R/.

Gratuitamente han recibido este poder; ejérzanlo, pues,gratuitamente.

Del santo Evangelio según san Mateo: 10, 7-15

En aquel tiempo, envió Jesús a los Doce con estasinstrucciones: "Vayan y proclamen por el camino que ya se acerca el Reinode los cielos. Curen a los leprosos y demás enfermos; resuciten a los muertos yechen fuera a los demonios. Gratuitamente han recibido este poder; ejérzanlo,pues, gratuitamente.
No lleven con ustedes, en su cinturón, monedas de oro, de plata o de cobre. Nolleven morral para el camino ni dos túnicas ni sandalias ni bordón, porque eltrabajador tiene derecho a su sustento. 
Cuando entren en una ciudad o en un pueblo, pregunten por alguien respetable yhospédense en su casa hasta que se vayan. Al entrar, saluden así: 'Que haya pazen esta casa'. Y si aquella casa es digna, la paz de ustedes reinará en ella;si no es digna, el saludo de paz de ustedes no les aprovechará. Y si no losreciben o no escuchan sus palabras, al salir de aquella casa o de aquellaciudad, sacúdanse el polvo de los pies. Yo les aseguro que el día del juicio,Sodoma y Gomorra serán tratadas con menos rigor que esa ciudad". Palabradel Señor. Gloria a ti, Señor Jesús.

ORACIÓN SOBRE LAS OFRENDAS

Señor, al celebrar el memorial de nuestra salvación, tepedimos humildemente nos concedas que este sacramento de amor sea siempre paranosotros un signo de unidad y un vínculo de amor. Por Jesucristo, nuestroSeñor.

ANTÍFONA DE LA COMUNIÓN (Jn 6, 51-52)

Yo soy el pan vivo que ha bajado del cielo, dice el Señor.El que coma de este pan, vivirá eternamente; pues el pan que voy a dar, es micarne, y lo doy para vida del mundo.

ORACIÓN DESPUÉS DE LA COMUNIÓN

Señor, que la participación en este banquete celestial nossantifique, de modo que, por la recepción del Cuerpo y Sangre de Cristo, seestreche entre nosotros la unión fraterna. Por Jesucristo, nuestro Señor.