Lecturas Martes 24 de Julio 2012


ImprimirImprimirEnviarEnviarPDFPDF

MARTES 24

Santos, Charbel Makhluf, presbítero; Cristina de Bolsena,mártir. Beata María Mercedes de Sagrado Corazón y compañeros, mártires. Feria(Verde)

VOLVERÁ A COMPADECERSE

Mi 7, 14-15. 18-20; Mt 12, 46-50

En la larga historia de la revelación de Dios a Israel, sefueron manifestando de forma insistente los rasgos más decisivos de suvoluntad: la compasión, la justicia, la bondad, la paciencia. Quienes seocuparon de hacer manifiesta su voluntad y su proyecto, enfatizaron ideassecundarias como si fueran principales. Los lazos de sangre y la pertenencia allinaje de Abrahán fueron decisivos en la formulación de la espiritualidad deIsrael. Para el Señor Jesús, los vínculos de sangre y parentesco eran menosimportantes, que los lazos de fe. Los discípulos que acogían gustosamente lavoluntad de Dios creaban vínculos intensos que los hermanaban entre sí y conDios, relativizando hasta cierto punto, la importancia de los lazos de sangre.La filadelfia o amor fraterno, alcanzó un valor muy importante entre losdiscípulos de Jesús. Ese es el vínculo fundamental que nos aproxima en elreconocimiento del Padre común.

ANTÍFONA DE ENTRADA

Yo soy la salvación de mi pueblo, dice el Señor. Losescucharé en cualquier tribulación en que me llamen y seré siempre su Dios.

ORACIÓN COLECTA

Dios nuestro, que en el amor a ti y a nuestro prójimo hasquerido resumir toda tu ley, concédenos descubrirte y amarte en nuestroshermanos para que podamos alcanzar la vida eterna. Por nuestro SeñorJesucristo...

LITURGIA DE LA PALABRA

Arrojará a lo hondo del mar nuestros delitos.

Del libro del profeta Miqueas: 7, 14-15. 18-20

Señor, Dios nuestro, pastorea a tu pueblo con tu cayado, alrebaño de tu heredad, que vive solitario entre malezas, y matorralessilvestres. Pastarán en Basán y en Galaad, como en los días de antaño, comocuando salimos de Egipto y nos mostrabas tus prodigios.
¿Qué Dios hay como tú, que quitas la iniquidad y pasas por alto la rebeldía delos sobrevivientes de Israel? No mantendrás por siempre tu cólera, pues tecomplaces en ser misericordioso.
Volverás a compadecerte de nosotros, aplastarás con tus pies nuestrasiniquidades, arrojarás a lo hondo del mar nuestros delitos. Serás fiel conJacob y compasivo con Abraham, como juraste a nuestros padres en tiemposremotos, Señor, Dios nuestro. Palabra de Dios. Te alabamos, Señor.

Del salmo 84 R/. Muéstranos, Señor, tu misericordia.
Señor, has sido bueno con tu tierra, pues cambiaste la suerte de Jacob,perdonaste las culpas de tu pueblo y sepultaste todos sus pecados; reprimistetu cólera y frenaste el incendio de tu ira. R/.
También ahora cambia nuestra suerte, Dios, salvador nuestro, y deja ya turencor contra nosotros. ¿O es que vas a estar siempre enojado y a prolongar tuira de generación en generación? R/.
¿No vas a devolvernos la vida para que tu pueblo se alegre contigo? Muéstranos,Señor, tu misericordia y danos tu salvación. R/.

ACLAMACIÓN (Jn 14, 23) R/. Aleluya, aleluya.
El que me ama, cumplirá mi palabra dice el Señor; y mi Padre lo amará yvendremos a él. R/.

Señalando a sus discípulos, dijo: Estos son mi madre y mishermanos.

Del santo Evangelio según san Mateo: 12, 46-50

En aquel tiempo, Jesús estaba hablando a la muchedumbre,cuando su madre y sus parientes se acercaron y trataban de hablar con Él.Alguien le dijo entonces a Jesús: "Oye, ahí fuera están tu madre y tushermanos, y quieren hablar contigo".
Pero Él respondió al que se lo decía: "¿Quién es mi madre y quiénes sonmis hermanos?". Y señalando con la mano a sus discípulos, dijo:"Éstos son mi madre y mis hermanos. Pues todo el que cumple la voluntad demi Padre, que está en los cielos, ése es mi hermano, mi hermana y mi madre".

Palabra del Señor. T. Gloria a ti, Señor Jesús.

ORACIÓN SOBRE LAS OFRENDAS

Acepta, Señor, los dones que te presentamos a fin de que,por medio de esta Eucaristía, podamos obtener las gracias de la redención. PorJesucristo, nuestro Señor.

ANTÍFONA DE LA COMUNIÓN (Jn 1U 14)

Yo soy el Buen Pastor y conozco a mis ovejas y ellas meconocen a mí, dice el Señor.

ORACIÓN DESPUÉS DE LA COMUNIÓN

Concede siempre tu ayuda, Señor, a quienes has alimentadocon la Eucaristía, a fin de que la gracia recibida en este sacramento, transformecontinuamente nuestra vida. Por Jesucristo, nuestro Señor.