No basta con ayudar a los pobres, porque tiene que haber pobres