Lecturas Domingo 16 de Diciembre 2012, 3º Domingo de Adviento