En toda celebración podemos descubrir la fidelidad de Dios

En toda celebración podemos descubrir la fidelidad de Dios