¿El hecho de estar enamorada (o) de alguien significa que ya no tengo vocación de ser consagrado?

¿El hecho de estar enamorada (o) de alguien significa que ya no tengo vocación de ser consagrado?