¿Si no dejo trabajar a mi esposa soy un machista?

ImprimirImprimirEnviarEnviarPDFPDF

¿Si no dejo trabajar a mi esposa soy un machista?

Cabe resaltar que la decisión de trabajar o de no hacerlo deberá de ser única y exclusivamente de tu esposa y no tuya, sin embargo, es válido exponer más no imponer tus argumentos por los cuales no deseas que ella trabaje y lograr llegar a un acuerdo mutuo, pero siempre respetando la libertad de ella. El hecho de que tu esposa esté casada contigo no significa que pierda su individualidad y su libertad para elegir lo que ella considera lo más adecuado en su vida. Así es que no deberás controlar sus decisiones y tampoco su vida.