Siempre de la Mano

ImprimirImprimirEnviarEnviarPDFPDF
SIEMPRE, SIEMPRE,
SIEMPRE DE LA MANO (Bis)
 
Otra vez lo mismo
se volvió a teñir tu cielo azul
de un tono gris.
Todavía es tiempo, puedes intentarlo,
nunc es tarde para los que tienen fe.
Entre nosotros está Dios,
entre nosotros vive Dios.