Vosotros sois la sal de la tierra.